¡Sólo basta un día a la vez; hay una esperanza en cada amanecer!